Back to top
27.06.2007

Alerta en Níger: comienza el periodo de escasez

En la región de Zinder, MSF ya ha atendido a 4.372 niños víctimas de desnutrición desde principios de año. Esta cifra, superior a la de 2006, preocupa a los equipos de la organización sobre todo ahora que empieza el periodo de escasez o ‘hunger gap’

-A A +A

Una desnutrición endémica
La desnutrición es endémica en Níger por razones estructurales y coyunturales. En primer lugar, el desierto se extiende por una gran parte del territorio y la población se ve obligada al concentrarse en el sur del país. La agricultura, poco desarrollada, se basa principalmente en el cultivo de mijo y de sorgo. Por lo tanto, las familias dependen de unas cosechas que son más o menos abundantes según las inclemencias del tiempo. Durante el periodo de escasez*, las reservas alimenticias que produce la cosecha de octubre ya se han agotado. La mayoría de familias no tienen ningún stock. La crisis nutricional de 2005 se explica en parte por una mala cosecha que provocó que las reservas se agotaran enseguida. Entonces, los cereales fueron objeto de una importante especulación que generó una escalada de los precios en el mercado, que afectó especialmente al mijo. Para hacer frente a sus deudas, algunas familias se vieron obligadas a vender su ganado o incluso sus tierras, lo que contribuyó a empobrecerlas todavía más.

Una mejora en 2006
En 2006, MSF asistió a más de 15.000 niños en sus programas nutricionales en la región de Zinder. Los datos fueron inferiores a los de 2005 lo que podría haber presagiado una mejora de la situación nutricional en el país. No obstante, entre enero y junio de 2007, MSF ha asistido a 2.725 niños con desnutrición severa y 1.647 con desnutrición moderada en los centros nutricionales. Para atender la desnutrición, MSF ha puesto en marcha una serie de estructuras de hospitalización, donde se atienden los casos más complicados, y unos centros ambulatorios donde los pacientes siguen del tratamiento en su domicilio. Solamente en junio, las necesidades eran tales que se tuvieron que reabrir algunos centros ambulatorios donde se trataron a 740 niños.

Una tendencia preocupante en 2007
Del 11 al 15 junio, 215 niños –de entre 6 y los 59 meses– con desnutrición severa y alguna patología asociada fueron admitidos en el centro de nutrición terapéutica intensiva de MSF en Zinder y 248 niños en el de Magaria. Un 20% de estos pacientes procedían de Tanout, situado al norte de Zinder. En los centros ambulatorios de MSF ingresaron 54 niños de Bangaza, 35 de Malawa y 126 de Magaria.
El número de pacientes admitidos en el programa es superior al del año pasado durante el mismo periodo. Aunque el precio del mijo se haya estabilizado, esta tendencia indica que algunas familias ya experimentan ya se han quedado sin reservas. A finales de junio se realizará una encuesta nutricional que evaluará precisamente la gravedad de la situación nutricional en la zona.

* Periodo de escasez o hunger gap:
El periodo de escasez es cuando los graneros están vacíos y las reservas alimenticias se han agotado. Entonces es necesario esperar a la próxima cosecha para restituir los stocks. Este periodo es variable, pero suele durar tres o cuatro meses, de junio a septiembre. Durante estos meses, las familias deben encontrar medios para procurarse alimentos.

Comentarios