Back to top
25.01.2022

439 personas rescatadas por el Geo Barents, a la espera de un puerto seguro

Entre los 439 supervivientes a bordo del Geo Barents, muchos proceden de Eritrea, Bangladesh, Pakistán, Sudán y Egipto. La mayoría son hombres, 112 son menores de edad y la mayoría viajan sin la compañía de un adulto. También hay 9 mujeres y 3 niños muy pequeños, el más pequeño de ellos tiene menos de un año.

-A A +A

Actualización 28 de enero de 2022:  El GeoBarents ha recibido autorización para desembarcar a las 439 personas rescatadas en el puerto de Augusta, en Sicilia.

 

Todos han salido de Libia y han viajado durante horas en embarcaciones no aptas para la navegación, arriesgándose a zozobrar y naufragar.

Tras dos peticiones de un lugar seguro a las autoridades maltesas, que fueron ignoradas en primera instancia y posteriormente denegadas, Médicos Sin Fronteras nos hemos dirigido a las autoridades italianas para pedir un puerto. El Geo Barents necesita desembarcar urgentemente a estas 439 personas en un lugar seguro, donde puedan empezar a recibir la asistencia que necesitan con respeto y dignidad.

Jimmy*, de 25 años, es una de las personas rescatadas por el Geo Barents. Ha narrado a nuestros equipos que pasó un año y medio en Libia y que intentó cruzar el mar cuatro veces.

"La tercera vez me atraparon [los guardacostas libios] en el mar y me llevaron a la cárcel. [Los guardias del centro de detención] me dijeron que tenía que pagar para ser liberado. Allí solo tenía un trozo de pan para comer en todo el día; nos daban de beber el agua del baño", relata Jimmy. "Nos obligaban a llamar a nuestras familias para pedir un rescate y nos amenazaban con matarnos. Libia te hace enfermar mentalmente, y no tienes ni idea de cómo salir de allí".

Nuestros equipos médicos han brindado atención médica y asistencia psicológica a todos los que estaban a bordo. Algunos supervivientes han requerido atención médica por signos leves y moderados de hipotermia, dolor corporal generalizado y mareo debido a las duras condiciones meteorológicas de los últimos días. Varias personas también están recibiendo tratamiento médico por desnutrición.

"Los supervivientes no tienen problemas médicos graves, pero muchos sufren los efectos físicos y psicológicos de su estancia en Libia donde fueron víctimas de una violencia extrema", explica Alida Serracchieri, responsable del equipo médico de MSF a bordo. "Un hombre llegó a bordo del Geo Barents con una herida en la cabeza que requirió puntos de sutura, diciéndonos que había sido agredido por las autoridades libias. Todas están agotadas. Necesitan un lugar para desembarcar con seguridad, para recuperarse y recibir la asistencia que requieren". 

Hager Saadallah, psicóloga de MSF a bordo, destaca que muchas personas padecen trastornos psicológicos tras haber sobrevivido a acontecimientos traumáticos en Libia, en sus rutas y en sus países de origen, y que su estado de salud mental se está deteriorando tras varios días en el barco. "Los síntomas más comunes que he evaluado son el dolor psicosomático, el exceso de pensamiento ansioso, los problemas de sueño, los flashbacks traumáticos y la angustia generalizada. Las condiciones de vida a bordo pueden provocar un mayor deterioro de estos síntomas: la ansiedad y las tensiones aumentan debido a la incertidumbre sobre su futuro. El trabajo de procesar su trauma solo puede comenzar una vez que los supervivientes estén en un entorno seguro en tierra", manifiesta Hager.

 

Seis rescates en tres días

El Geo Barents comenzó su séptima rotación en el Mediterráneo Central el 14 de enero, dejando la costa de Sicilia y viajando hacia el sur a la zona de Búsqueda y Rescate (SAR) en aguas internacionales frente a la costa de Libia. 

Alrededor del mediodía del 19 de enero, mientras se encontraba en la zona SAR, el equipo que vigilaba el mar desde el puente del buque divisó una embarcación neumática en peligro. El Geo Barents cambió inmediatamente el rumbo y el equipo de rescate subió a bordo a 87 supervivientes

Al amanecer del 20 de enero, tras recibir una alerta de Alarm Phone sobre una embarcación en peligro a unas 17 millas náuticas del Geo Barents, los equipos de MSF rescataron a 109 personas. Habían salido de Sabratha, Libia, en una balsa de goma la noche anterior.

Tras otra alerta de la organización civil de reconocimiento aéreo Pilotos Voluntarios el mismo día, el Geo Barents llegó a la zona SAR maltesa, donde divisó una embarcación de madera desde el puente. El navío de MSF rescató a un total de 100 supervivientes de la embarcación, que habían pasado casi un día en el mar. Más tarde ese mismo día, alrededor de las 22 horas, otras 67 personas fueron rescatadas de una embarcación de madera en peligro y llevadas a salvo a bordo.

Los equipos localizaron otra embarcación neumática en peligro en la madrugada del 21 de enero, mientras vigilaban el área sur de la zona SAR maltesa. Llevaba 55 personas a bordo, que fueron rescatadas inmediatamente y subidas a bordo.

El sexto y último rescate en menos de tres días se produjo sobre las 11 de la mañana del mismo día, cuando los equipos de MSF localizaron y rescataron a 21 personas de una pequeña embarcación de fibra de vidrio.

 

*El nombre ha sido modificado.

 

"Malta nos he denegado dos veces puerto", Riccardo Gatti, responsable de rescates del Geo Barents