Back to top
05.12.2022

No al Reglamento de Instrumentalización del Sistema Europeo Común de Asilo (SECA)

Este miércoles 7 de diciembre se podría llegar a un Acuerdo Parcial para aprobar el reglamento de instrumentalización en el ámbito de la migración y el asilo en Europa.

-A A +A

La propuesta de aprobación del reglamento de instrumentalización en el ámbito de la migración y el asilo en Europa, bajo la presidencia checa, introduce un mecanismo que permite a los Estados miembros derogar sus responsabilidades bajo la legislación de asilo de la UE en situaciones de "instrumentalización" de la migración. El mecanismo está permanentemente a disposición de los Estados miembros, que pueden invocarlo en múltiples situaciones, permitiéndoles esencialmente eximirse de sus obligaciones a voluntad

La propuesta permite a los Estados suspender la aplicación del Reglamento de Procedimientos de Asilo (RPA) de 2016, del RPA modificado de 2020, de la Directiva de Condiciones de Acogida de 2016 (rRCD) y de la Propuesta de Directiva refundida de Retorno (rRD) de 2018. Las suspensiones son sustanciales y de fondo, y afectan significativamente a los derechos de las personas que buscan protección.

Desde Médicos Sin Fronteras nos sumamos a casi un centenar de organizaciones en la oposición a la incorporación y el uso del concepto de instrumentalización y su codificación en la legislación de la UE. Además, rechazamos las reformas de la legislación de la UE basadas en permitir una derogación generalizada de la legislación de la UE porque:

  • Es desproporcionado: La restricción de los derechos fundamentales de las personas afectadas por la propuesta es tan amplia que plantea dudas sobre la necesidad y la proporcionalidad de las medidas.
  • Es contraproducente: Las excepciones autorizadas de forma permanente socavarán el SECA (Sistema Europeo Común de Asilo) y, en particular, su carácter común.
  • Es innecesario: El marco jurídico actual ya ofrece flexibilidad a los Estados miembros para hacer frente a los acontecimientos cambiantes que se den en sus fronteras, incluida la posibilidad de hacer excepciones, aunque limitada por los Tratados y la jurisprudencia.
  • Es equivocado: Los países manipulan con frecuencia el flujo de personas desplazadas. Las acciones de los gobiernos de terceros países para desestabilizar la UE deben ser respondidas con medidas políticas dirigidas a esos gobiernos en vez de a las personas que buscan protección.
  • Es injusto (para los solicitantes y para algunos Estados miembros): La divergencia significativa en el respeto de las obligaciones legales en materia de asilo crea un trato diferenciado de quienes buscan protección en función de la forma de llegada.

Por último, un marco jurídico que permite a los países reducir los estándares en el trato a las personas solicitantes de asilo y refugiadas cuando se trata de instrumentalización (algo muy común) es probable que se reproduzca en otros lugares del mundo, socavando así el sistema mundial de protección.

Los Estados miembros interesados en mejorar el SECA deben centrarse en acordar reformas que apoyen el funcionamiento eficaz de los sistemas de asilo y que protejan los derechos, aumenten el cumplimiento y contribuyan a la confianza entre los Estados miembros en este conflictivo ámbito político.

Por ello, hemos solicitado al Gobierno de España mantener una posición firme y abierta hacia la abstención durante la reunión del COREPER ya que un acuerdo sobre la propuesta de Reglamento de instrumentalización va en contra de las reformas para establecer un funcionamiento eficaz del sistema de asilo y protección de los derechos, desmantelando el asilo en Europa y permitiendo a los Estados miembros formar parte o desvincularse del SECA.