Back to top

Bielorrusia

En 2018, seguimos apoyando al Ministerio de Salud bielorruso en la atención a personas con tuberculosis multirresistente a los medicamentos (TB-MDR).

Mapa de las actividades MSF en Bielorrusia en 2018
41 
personas con TB multirresistente iniciaron el tratamiento
-A A +A

Según el Informe Mundial sobre la Tuberculosis publicado en 2018 por la Organización Mundial de la Salud, Bielorrusia es uno de los países con mayor carga de TB-MDR del mundo.

En 2018, seguimos trabajando junto al Ministerio de Salud en tres centros de tratamiento de la TB: en un dispensario de Minsk, en el hospital especializado de la ciudad de Volkovichi (región de Minsk) y en una cárcel de Orsha. En esta prisión, dimos tratamiento a 22 convictos con TB resistente; seis de ellos tenían además una infección concomitante de hepatitis C y les administramos unos medicamentos nuevos, cuya tasa de curación alcanza el 95%.

Nuestro programa en Minsk se centra en mejorar la adherencia al tratamiento de los pacientes con problemas de consumo de alcohol o pertenecientes a colectivos marginados. Desde un enfoque centrado en el paciente, dimos asistencia psicosocial para favorecer que el tratamiento se cumpla y realizamos 2.225 consultas en 2018.

Al final del año, 59 pacientes con TB-DR recibían tratamiento con nuevos regímenes a base de bedaquilina o delamanida, dentro del estudio de observación de endTB, una alianza internacional que busca tratamientos más cortos, menos tóxicos y más eficaces. El objetivo nacional planificado en 2015 (122 personas en tratamiento) se alcanzó en 2018 tras la incorporación al programa de 41 nuevos pacientes.

En 2018, también comenzamos a reclutar a pacientes bielorrusos para el pionero ensayo TB Practecal, que busca regímenes de tratamiento más cortos de la TB-MDR. Al acabar el año, había 20 pacientes en este ensayo.

Este artículo ofrece una visión general de nuestro trabajo en este país entre enero y diciembre de 2018; es un resumen que no puede considerarse exhaustivo. En 2018, contábamos con 31 profesionales, entre personal nacional e internacional, y gastamos 1,9 millones de euros en nuestras actividades médico-humanitarias. Trabajamos por primera vez en este país en 2015.