Back to top
08.10.2020

Nunca más ‘Morias’ significa nunca más

Un mes después de que varios incendios asolaron el campo de refugiados en Lesbos, poco (o nada) ha mejorado: 450 organizaciones insistimos a la UE y sus estados que pongan fin a la reclusión de las personas en condiciones miserables en las islas griegas.

-A A +A

Mitilene (Lesbos) / Bruselas / Madrid, 8 de octubre de 2020.- Cuando se cumple un mes de los incendios que destruyeron el campo de refugiados de Moria, y a pesar de las promesas públicas de los comisarios de la UE de que "no habría más Morias", más de 7.500 personas siguen atrapadas en condiciones inhumanas en el nuevo campo de Lesbos. Otros miles más, entre ellos 7.000 niños, siguen viviendo en otros campos indignos e inseguros en las islas del Egeo.

Más de medio millón de personas han firmado distintas peticiones que piden a los líderes europeos que evacúen a las personas atrapadas en las islas griegas y que pongan fin a las políticas de contención que han provocado este ciclo de sufrimiento y abuso.

El nuevo Pacto migratorio de la Comisión Europea, presentado hace dos semanas y que debaten hoy los ministros europeos en el Consejo de Justicia y Asuntos de Interior, no aborda estas demandas y, en cambio, reafirma el compromiso de los Gobiernos y las instituciones europeas con las mismas políticas que precipitaron los incendios.

El nuevo campo en Lesbos recuerda la miseria que caracterizó el centro de recepción e identificación de Moria: hombres, mujeres y niños duermen en tiendas de campaña sobre colchonetas, no hay agua corriente y solo se distribuye la comida una vez al día. Los padres se lavan a sí mismos y a sus hijos en el mar, no hay duchas disponibles y solo hay baños químicos contados.

El campo se construyó apresuradamente en un antiguo campo de tiro junto al mar y está expuesto a todos los elementos: se acerca el invierno y el campo no resistirá las lluvias y tormentas que están por llegar. Todo esto ocurre en el contexto de un brote de COVID-19, pero es imposible que los residentes del nuevo campamento sigan medidas preventivas como el distanciamiento físico.

Mientras tanto, las personas que viven en otros ‘hotspots’ (como denomina la UE a los centros de identificación y registro de las islas griegas) en Samos, Quíos, Kos y Leros están igualmente atrapadas y hacinadas en condiciones inhumanas. En Kos, los recién llegados han sido detenidos automáticamente desde enero. En el campo de Samos, 4.314 personas viven dentro y en los alrededores de un emplazamiento construido para 648 donde ya hay más de 90 casos positivos de COVID-19 pero, sin embargo, no existe un plan de respuesta médica adecuado.

Nada parece indicar que se haya cuestionado el modelo de contención que creó estas emergencias cíclicas durante los últimos cinco años. En cambio, el Pacto Migratorio parece afianzar las mismas políticas que han causado años de sufrimiento en las islas. El Pacto refleja el enfoque fallido de la UE sobre los campos de refugiados de las islas del Egeo, amplía los procedimientos fronterizos obligatorios y está claramente orientado hacia la disuasión y el retorno en lugar de a la recepción y la protección.

Ya basta. Reiteramos nuestro llamamiento para la descongestión urgente de las islas y el traslado de las personas allí confinadas a un alojamiento seguro y digno, con especial atención a la reubicación en Europa. Instamos a los líderes de la UE a detener de inmediato la contención de personas en las islas griegas y a abandonar las propuestas de atrincherar instalaciones fronterizas en toda Europa. No nunca más significa nunca más.

 

450 organizaciones, juntas

Este comunicado de prensa es una iniciativa conjunta de Europe Must Act, Help Refugees, Legal Centre Lesvos, Lesvos Solidarity, Médicos Sin Fronteras, Refugee Rights Europe y Still I Rise. Estas organizaciones impulsamos, desde los incendios del campo de Moria el pasado 8 de septiembre, una movilización en toda Europa a la que, hasta la fecha, se han sumado en una alianza sin precedentes 450 organizaciones, redes, grupos y políticos, así como más de 166.000 personas que han firmado la petición.

Desde que el fuego destruyó el campo de Moria, se han lanzado varias campañas que coinciden en las demandas. Juntas han reunido cientos de miles de firmas (incluida la de la coalición mencionada anteriormente, SeeBrücke, Amnistía Internacional). Además, desde el inicio de la pandemia de COVID-19, numerosas peticiones han pedido la descongestión urgente de las islas griegas y la reubicación en Europa (Leave NoOne Behind, SOS Moria, Europe Must Act, Evakuieren Jetzt)

Pacto de Migración de la UE: basta de mentiras

No más "Morias"

Juntxs, exigimos a lxs líderes europeos que actúen ahora. El incendio en el campamento de Moria en la isla griega de Lesbos fue un desastre que era previsible. El campo de refugiados más grande de Europa se ha incendiado, dejando a más de 12.000 personas sin refugio, en medio de la pandemia global. Las políticas migratorias europeas que encierran a las personas en condiciones inhumanas en las islas griegas tienen que terminar.

La necesidad de actuar nunca ha sido más urgente.

Toma partido:

Firma la petición