Back to top

Mali

Mapa de proyectos MSF Malí
Consultas externas: 
182.300
Pacientes con malaria tratados: 
70.000
Vacunaciones rutinarias: 
22.900
-A A +A

El Gobierno y los principales grupos armados del norte de Mali alcanzaron un acuerdo de paz en junio de 2015, pero el país siguió siendo inestable.

Los enfrentamientos entre los grupos armados obstaculizaron la ayuda humanitaria y la falta de suministros médicos y de personal cualificado redujo mucho la atención sanitaria disponible para la población. En el sur del país se produjeron varios incidentes de gravedad que se saldaron con víctimas mortales, en especial los ataques perpetrados por radicales islamistas en Bamako, contra un restaurante (en marzo) y un hotel de lujo (en noviembre).

En la región de Gao, Médicos Sin Fronteras siguió dando apoyo al hospital del distrito de Ansongo: un equipo de la organización gestionó los servicios de consultas ambulatorias, hospitalización, salud materna, nutrición, cirugía y laboratorio. MSF también colaboró con los centros de salud de las zonas rurales para organizar un sistema de derivación médica. En septiembre, puso en marcha también un proyecto dirigido a los pastores nómadas que recorren la región, para atender las necesidades médicas básicas de las mujeres embarazadas y los niños menores de 5 años. Además, durante el pico estacional de malaria entre agosto y noviembre, más de 46.000 menores de 5 años recibieron tratamiento y fueron vacunados contra la tuberculosis, la polio, el neumococo, el rotavirus, el sarampión, la fiebre amarilla y las enfermedades cubiertas por la vacuna pentavalente, tal y como establece el calendario nacional de vacunación. Esto condujo a una mejora significativa en la cobertura de inmunización en la zona.

A partir de agosto, con el objetivo de mejorar el acceso a la asistencia sanitaria para la población de la región de Kidal, al norte de Gao, otro equipo dio apoyo a dos centros sanitarios de la ciudad y colaboró con la ONG local Solisa (Solidarité au Sahel) en otros ambulatorios de las zonas periféricas.

Tombuctú y alrededores

En Tombuctú, MSF colaboró con el hospital regional (de 86 camas), principalmente en las urgencias médicas y quirúrgicas: de media, cada mes se atendían 390 hospitalizaciones y 80 partos. También se ofreció atención a pacientes crónicos (como diabéticos e hipertensos) en los centros de salud de referencia.

Más del 40% de los habitantes de la región de Tombuctú viven a más de 15 kilómetros de su centro de salud más cercano. Con el fin de paliar las consecuencias que esto tiene en la salud, varios equipos móviles de MSF ayudaron al personal de tres centros de salud periféricos, con servicios de atención básica, vacunación, atención materna y detección de desnutrición. Estas clínicas móviles tuvieron que ser interrumpidas durante varios meses debido a la inseguridad.

Sur de Mali

La malaria es la principal causa de mortalidad infantil en la relativamente pacífica región meridional del país. En 2015, MSF siguió centrada en la salud infantil y la desnutrición aguda severa en Koutiala, en la región de Sikasso: se dio apoyo a la unidad pediátrica del centro de salud de referencia de Koutiala y a otros cinco centros de salud del distrito. Además, durante el pico de malaria, MSF incrementó el número de camas en pediatría, hasta alcanzar las 300.

En esta región, MSF lanzó hace cuatro años un programa de quimioprevención de la malaria estacional; en 2015, se administró tratamiento antipalúdico preventivo a algo más de 190.000 niños. También continuó, en la zona de Konséguéla, el programa de pediatría preventiva, con vacunaciones (que se ampliaron a cinco centros de salud apoyados por MSF) y distribución de mosquiteras.

 

Este artículo ofrece una visión general del trabajo de MSF en Mali entre enero y diciembre de 2015; es un resumen que no puede considerarse exhaustivo. En 2015, MSF contaba en Mali con 631 trabajadores, entre personal nacional e internacional, y gastó 11,5 millones de euros en sus actividades médico-humanitarias. MSF trabajó por primera vez en este país en 1992. MSF España es una de las secciones de MSF que trabajan en Mali. En 2015, los proyectos de MSF España se encontraban en Ansongo (este) y en Kidal (norte); por su parte, el Equipo Médico de Emergencia para el Sahel (EMUSA, con sede en el vecino Níger) expandió a Mali su área de trabajo.