Back to top

Uzbekistán

Mapa de proyectos MSF Uzbekistán
Pacientes con TB en tratamiento: 
1.850
Pacientes con TB multirresistente en tratamiento: 
650
Pacientes con VIH en tratamiento antirretroviral de primera línea: 
400
-A A +A

En 2015, MSF empezó a utilizar y evaluar un régimen de tratamiento más corto para la tuberculosis multirresistente a los medicamentos (TB-MDR): nueve meses en lugar de los dos años actuales. Los resultados serán publicados en 2016.

Además, MSF también tiene previsto iniciar en 2016 un ensayo clínico sobre la combinación de bedaquilina y delamanid (los dos primeros fármacos contra la TB desarrollados en más de 50 años) con los medicamentos ya existentes para las formas resistentes de la enfermedad. Ambas iniciativas reflejan el compromiso de MSF con el desarrollo de regímenes de tratamiento más cortos, eficaces y tolerables para los pacientes.

TB en Karakalpakstán

En la República Autónoma de Karakalpakstán, MSF mantuvo su proyecto de largo plazo centrado en la atención integral y universal de la TB. Este programa, en el que MSF colabora con las autoridades sanitarias regionales y nacionales, proporcionó atención ambulatoria, pruebas de diagnóstico rápido y apoyo integral (formación, apoyo psicosocial y ayuda alimentaria) a pacientes con bajos ingresos o que sufren pérdida de peso. El objetivo es garantizar su adherencia al tratamiento y ayudarles a controlar los efectos secundarios de la medicación, que a veces son graves, y evitar así la propagación de la enfermedad.

VIH en Taskent

En Taskent, la capital, MSF siguió dando apoyo al Centro de Sida de la República, con el fin de promover el acceso a diagnóstico y tratamiento. Gracias a este proyecto, más de 700 personas iniciaron tratamiento antirretroviral en 2015; además, se ofreció asesoramiento y pruebas de diagnóstico de infecciones oportunistas. En 2016, este proyecto comenzará a tratar a pacientes coinfectados con VIH y hepatitis C.

 

Este artículo ofrece una visión general del trabajo de MSF en Uzbekistán entre enero y diciembre de 2015; es un resumen que no puede considerarse exhaustivo. En 2015, MSF contaba en Uzbekistán con 214 trabajadores, entre personal nacional e internacional, y gastó 7,8 millones de euros en sus actividades médico-humanitarias. MSF trabajó por primera vez en este país en 1997.

Testimonio

Amrita Ronnachit, médica de MSF.

“El tratamiento de la tuberculosis presenta algunos paralelismos con el tratamiento del cáncer: puede ser largo y difícil, con medicamentos muy tóxicos que tienen graves efectos secundarios. Más o menos lo mismo que la quimioterapia. Y a veces se produce un error y la tuberculosis regresa. Cuando esto sucede, es difícil no preguntarse si podríamos haber hecho algo más para evitarlo.

Hoy visité a un paciente cuyo tratamiento ha fracasado; sus resultados muestran que la tuberculosis está volviendo. Es un chico de 19 años, que ha estudiado para ser mecánico. Estaba acabando su tratamiento (solo le quedaba un mes) cuando empezó a mostrar algunos síntomas otra vez. Al principio pensó que era gripe porque la contrae a menudo. Pero la semana pasada le hicimos otra prueba y desgraciadamente no es gripe: su TB, que era una forma multirresistente a los medicamentos, se está volviendo cada vez más resistente. A esta fase la llamamos pre-XDR, es decir previa a la extrarresistente. Esta forma es muy difícil de tratar y curar.

Tuve que decirle que el régimen que le habíamos estado administrando no estaba funcionando y que tendríamos que probar otra combinación de fármacos. Tendremos que volver a empezar: será un ciclo completo de entre 20 y 24 meses, porque los meses que llevamos no cuentan. Y deberá reanudar las inyecciones diarias.

“¿Veinte meses de tratamiento? Entre 15 y 16 pastillas diarias ¿verdad? No, prefiero morirme”.

Puedo oír su respiración entrecortada a través de su mascarilla. Está reprimiendo las lágrimas pero finalmente rompe a llorar”.